Enfermedades transmitidas por mosquitos - Mosquitos - Dengue - Prevención de Mosquitos - Control de Mosquitos adultos - Repelentes para mosquitos - Aedes aegypti - Tipos de mosquitos - Ciclo de vida de los mosquitos

Aedes albopictus

Aedes albopictus: el mosquito tigre

El Aedes albopictus, denominado vulgarmente "mosquito tigre" debido a las llamativas manchas y bandas blancas con las que se adorna, se está extendiendo por todo el mundo provocando gran preocupación ya que es un insecto que ataca agresivamente a los seres humanos.

Este pequeño bicho, cuyo hábitat natural son las selvas húmedas asiáticas, tiene un aspecto característico y una picadura dolorosa, que se inflama y persiste mucho más que las que provocan los mosquitos autóctonos (Aedes albopictus es capaz de atravesar la ropa).

Este mosquito tiene hábitos diurnos y es extraordinariamente agresivo con los humanos, tanto que puede atacar en pequeños grupos.

Una vez se ha introducido en una zona, es capaz de procrearse en cualquier superficie que contenga agua estancada, por pequeño que sea su tamaño.

De esa manera, deposita sus huevos en el agua contenida en latas y recipientes domésticos abandonados, neumáticos, abrevaderos, charcas temporales, etc.

En realidad, ni siquiera la falta de agua o el frío son obstáculos serios para esta especie, ya que los huevos resisten la desecación y son capaces de resistir varios meses aletargados (en estado de diapausa).

Cada hembra pone entre 40 y 80 huevos. Estos insectos pueden completar una generación entre diez y veinte días si la temperatura es benévola.

Curiosamente, este díptero apenas puede desplazarse por si solo más allá del centenar de metros (su vuelo tiene un radio de acción de 100 a 150 metros), y necesita de la ayuda humana para expandirse: gracias al traslado de neumáticos usados, por la comercialización de una planta ornamental, llamada "bambú de la suerte" que llegó de China en pequeños recipientes con agua, entre otros.

Por el momento, este nuevo mosquito sólo será potencial transmisor de las mismas enfermedades que contagian los mosquitos locales. Pero la simple mención de algunas de las enfermedades tropicales que transmite en sus lugares de origen: dengue, fiebre amarilla o encefalitis, preocupan a la comunidad.

El riesgo de contagio al ser humano de las mentadas enfermedades es mínimo, no habiéndose registrado ningún caso hasta el momento, no lo es menos que también transmite enfermedades víricas a los animales, ya que el hombre no es su único huésped. Y es que este mosquito está tan adaptado para sobrevivir en cualquier medio, que no sólo pica a los mamíferos, sino que también lo hace a las aves, reptiles e incluso a los anfibios.

- Dejanos tu comentario:

Nombre Mail
Localidad Provincia
Teléfono
Comentario
Por favor escriba el texto que aparece en la imagen. (Cargar otra imagen de ser necesario)

- Comentarios (0)

No se pusieron comentarios en este articulo